El Consejo Consultivo de la Comuna 12 festejó sus primeros 10 años de funcionamiento

Consejo Consultivo Comuna 12
El Consejo Consultivo Comunal 12, nacido de la Ley de Comunas, celebró su décimo aniversario con un festival en la Plaza Echeverría. Se realizaron espectáculos musicales, reconocimientos a vecinos y vecinas destacados de la comuna 12, además de la instalación de stands informativos. Una jornada para rememorar los antecedentes de lucha y unión vecinal que lograron crear este organismo participativo. Entrevista a Carlos Caserta, integrante del Consejo Consultivo.

Por Mateo Lazcano

El último domingo 12 de junio, se conmemoró la primera década de funcionamiento del Consejo Consultivo Comunal 12, creado por la Ley de Comunas como “organismo de participación popular”. La celebración se realizó con un festival en la Plaza Echeverría.

Comisión de discapacidad consultivo 12
Los organizadores y asistentes se ubicaron en la esquina de Triunvirato y Nahuel Huapí, en una de las entradas a la plaza y frente a la Escuela Olavarría. Durante la jornada se desarrollaron espectáculos musicales, clases de tango y lectura de poemas. Participaron jóvenes y familias por la Educación Especial y se instalaron stands para interiorizar a los vecinos y vecinas de las funciones y actividades de este organismo.

Comision de Mujeres Consultivo 12
Estuvieron presentes los coordinadores de todas las Comisiones que funcionan en el Consejo Consultivo y se destacó la colaboración de la Vecinal de Saavedra y de la Asociación de Comerciantes de Villa Urquiza, entre otras organizaciones de la comuna.

Comision Personas mayores Consultivo 12]
Reconocimiento a personas destacas de la comuna

El Consejo Consultivo entregó distinciones individuales a vecinos y vecinas referentes en su rubro, o pertenecientes a las luchas colectivas en la comuna. Entre los reconocimientos estuvieron los de Liliana Vázquez, directora del Teatro Comunitario “Los Villurqueros”, de Nora Perusín, integrante de “Vecinos por el 25 de Mayo” (recuperación del Teatro 25 de Mayo), de Mónica Ditmar, de la misma agrupación vecinal, que además lograron recuperar el espacio de Triunvirato y Roosevelt, que hoy es la Plaza Jorge Casal, y de Roberto Goyeneche hijo, por la difusión de la obra del “Polaco”.

Liliana Vázquez Los Villurqueros
Liliana Vázquez de “Los Villlurqueros, junto a Carlos Caserta

Junto a las personas nombradas se distinguió también a Osvaldo Galati, excombatiente de Malvinas y vecino de la comuna, a Julio Duplaa, de la milonga del Club Sin Rumbo, a los propietarios de la panadería “La Sirena” de Villa Pueyrredón, a Ana Farías y a la enfermera del Hospital Pirovano, Miriam Rodas.

Estudiantes de la Educación Especial
Estudiantes de la Educación Especial

“Asistentes que residen en otros barrios me comentaron que (el festival) se distinguió por el buen clima, por la calidez. Esto es algo muy gratificante porque para nosotros hacer este tipo de encuentros es fundamental. La participación a la que anhelamos no solo hace a lo que decimos, sino asimismo en compartir lo que queremos con el barrio, mostrar nuestra identidad, la cultura, ver qué tienen para decir y contar los vecinos. O las manifestaciones artísticas que no conocemos y que se dan en nuestros barrios”, señala Carlos Caserta, integrante del Consejo Consultivo Comuna 12, y encargado de la conducción del festival.

Y agrega: “En la medida que los vecinos de cada barrio nos podamos conocer, vamos a poder tener un barrio mejor porque lo podremos defender con más ganas. Nadie lucha por aquello que no conoce, por esa razón es tan importante dar a conocer lo que tenemos para ponerle un valor y defender aquello que es nuestro. Que no necesariamente es lo físico, o la infraestructura, sino el componente humano, con toda la diversidad que hay en las comunas”.

Los orígenes del Consejo Consultivo

“Esto se inició hace 20 años, con la Estación Cultural Villa Urquiza donde se juntaba un grupo primigenio que se puso a trabajar para que tuviéramos lo que hoy es la Ley de Comunas. Aquel era el sueño de poder tener las comunas y los consejos consultivos funcionando, haciendo realidad esta democracia participativa que fija la Constitución de la Ciudad”, manifiesta Carlos Caserta.

La historia siguió en 2004. Tras reuniones semanales, generalmente en el restaurante El Pindal, sumado a talleres y otras actividades, se logró la firma de un acta compromiso con legisladores porteños para poder tener una Ley de Comunas, finalmente sancionada en 2005.

“Esto muestra la importancia que tiene el consejo consultivo para la democracia de la Ciudad. Somos los vecinos, por nuestra constitución, los que podemos plantear qué queremos y qué necesitamos en las Comunas. Los canales que tenemos de participación son los consejos consultivos y las audiencias públicas”, argumenta.

“En 2009 presentamos un recurso de amparo, porque se seguía demorando la aplicación de la norma, y la Justicia ordenó que se hagan las elecciones de comuneros. Aunque incumpliendo lo que dice la Ley de Comunas que establece que se realicen por separado de la elección general” rememora Caserta.

“En 2012 empieza a funcionar el Consejo, con dificultades, pero empezó a marchar”. Y a modo de balance destaca que “se lograron algunas cosas, y las comisiones trabajan mucho (N de la R: son once, Desarrollo Humano y Hábitat, Mujeres, Género y Diversidad, Seguridad y Derechos Humanos, Cultura, Personas Mayores, Salud, Educación, Presupuesto, Propiedad Horizontal e Higiene Urbana)”.

En el “debe”, no duda: “Nos falta presupuesto propio, el Gobierno de la Ciudad debería, por ley, haber delegado el 5% de su presupuesto a las comunas. Otro asunto son las competencias exclusivas: cuestiones como las veredas, donde nosotros deberíamos determinar qué veredas reparar”.

Respecto de la obra “Regeneración del Arroyo Medrano en el Parque Saavedra”, Caserta plantea que “se viene la audiencia pública por la obra en el Parque Saavedra y es muy importante que quede expresada la voluntad de los vecinos. No es lo mismo para el Gobierno imponer algo con una mayoría de rechazos”.

Consultado acerca de si hay alguna imagen que grafique estos 20 años, Carlos Caserta no duda. “Me remonto al 25 de mayo de 2002. Allí los vecinos hicimos una gran fiesta patria, en la plaza recuperada (Triunvirato y Roosevelt). Llevamos a cabo toda una movida en la que pintamos murales y convocamos a los chiquitos de las escuelas a plantar árboles nativos. Fue todo un hito en la participación y eran los albores de lo que son los Consejos Consultivos”.