web analytics

Cooperativa Barrio Mitre, una iniciativa para hacer frente a la desidia estatal

Cooperativa Barrio Mitre
MASAJE TAILANDES
logo-nota-elbarriopueyrredonCooperativa Barrio Mitre. Fue creada por los propios vecinos (organizados en la CTEP*-Evita) para mejorar el barrio, brindar una herramienta de trabajo y conseguir un salario digno para sus familias. El presidente de la Comuna 12 se comprometió a avanzar en la contratación oficial de la Cooperativa.

Por Agustina Cavalanti

Semanalmente limpian los pasillos, la plaza, cortan el pasto, podan los árboles y arreglan las veredas. Ante un estado de desidia y abandono, vecinos del Barrio Mitre (en Saavedra) se organizaron y conformaron una Cooperativa para gestionar su propio “ABL”. Ahora piden voluntad política que acompañe este proceso y sirva como fuente de trabajo para las pibas y los pibes.

“La armamos pensando en una herramienta de trabajo que mejore el barrio y la calidad de vida de las familias. Somos 25 compañeros dentro de la Cooperativa, pero todos los vecinos colaboran para sacar el barrio adelante”, cuenta Facundo Acosta, presidente de la Cooperativa y vecino de Barrio Mitre “desde que nació”, hace 30 años.

Emplazado en el corazón de Saavedra (Comuna 12), el Barrio Mitre se inauguró en octubre de 1958. Sus casas fueron construidas por el Banco Hipotecario Nacional para las familias de una “villa miseria” que se ubicaba en esas tierras y que había sido arrasada por un incendio en el 57. Actualmente ocupa seis manzanas delimitadas por las calles Arias, Melián, Correa y Posta, donde viven cerca de 2.500 vecinos distribuidos en más de 500 viviendas.

“Los propios vecinos se organizaron para hacerse cargo de la limpieza, de la que se debería ocupar una empresa. El barrio está muy postergado, siendo que en otros espacios de la Comuna se arreglaron las veredas y se cambiaron los juegos de las plazas. Pero al Barrio Mitre no llegan. Como si los vecinos no fuesen sujetos de derechos, sujetos de políticas públicas”, asegura Juan Cruz Castro, responsable del Movimiento Evita de la Comuna 12 y militante del barrio.

Cooperativa Barrio Mitre

En el año 1998 la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires sancionó la Ley 106 donde se oficializó el distrito para el uso residencial de vivienda de baja densidad y altura limitada. El 11 de abril de 2013, ocho días después de la trágica inundación que dejó bajo el agua las 500 viviendas del Barrio Mitre, la Legislatura porteña incorporó como artículo “12° bis” de la Ley 106 que “en ambos sectores de la zona destinada a uso residencial, incluyendo los pasillos internos que comunican las casas del Sector 1, la prestación de los servicios de alumbrado, barrido y limpieza y de mantenimiento y limpieza de sumideros, es responsabilidad del Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires”.

Sin embargo, por décadas el Gobierno porteño estuvo ausente. “Es un barrio marginado. Además de sufrir las inundaciones, estuvimos muchos años sin luz, sin limpieza; con la plaza abandonada; y hasta con maltrato por parte de las fuerzas de seguridad sólo por ser del Barrio Mitre”, relata Facundo.

Juan Cruz agrega: “Las veredas están muy rotas, los pasillos venidos abajo, la plaza con basura y el pasto sin cortar, y los juegos rotos. Un estado general de mucha desidia y abandono, algo inconcebible en una ciudad con un presupuesto tan grande”.

Los vecinos organizados en la CTEP*-Evita, y conformados como Cooperativa Barrio Mitre desde diciembre de 2019, se reunieron con el actual presidente de la Junta Comunal 12, Gabriel Borges, y le presentaron el proyecto para formalizar la nueva asociación.
“Fuimos recibidos por Borges que gentilmente nos atendió y nos escuchó. Buscamos cerrar un convenio con el Gobierno de la Ciudad y que la Cooperativa esté legalizada”, dice Facundo.

De hacerse efectivo, la Cooperativa se convertirá en una importante fuente laboral para los vecinos (muchos sin trabajo) que vienen haciéndose cargo de la limpieza y mantenimiento de su propio barrio, gratuitamente.

“El presidente de la Comuna se comprometió a hacer la gestión para que se contrate la Cooperativa. Nosotros queremos que el barrio salga adelante: tenemos el recurso humano, que es del barrio, ama el barrio y quiere trabajar por el barrio; y tenemos las herramientas adquiridas de manera autogestiva, a pulmón. Los vecinos se merecen vivir en un lugar digno”, finaliza Juan Cruz Castro.


*Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP)